¿Por qué visitar la Catedral de Sevilla?

Es una visita imprescindible para conocer Sevilla, ya que en ella trabajaron los mejores constructores y artistas, y en su arquitectura vemos restos de su pasado como mezquita. Su famosa Giralda, el símbolo más famoso de la ciudad, era el antiguo alminar.

La Catedral de Santa María de la Sede de Sevilla, la Magna Hispalensis, es el templo gótico más grande de la cristiandad. El edificio fue en su origen la mezquita aljama almohade, de la que se conservan su alminar y parte de su patio de abluciones. Fue cristianizada tras la toma de la ciudad por el rey Fernando III de Castilla y León, pero las obras para transformar el templo en catedral no comenzaron hasta el siglo XV.

Estamos hablando de un templo de estilo gótico tardío con ampliaciones renacentistas y manieristas. La Catedral de Sevilla es un cofre lleno de obras de arte de incalculable valor, de los mejores maestros canteros, pintores, imagineros, orfebres, vidrieros, iluminadores, etc. Su rico catálogo abarca diversos estilos artísticos, desde el islámico al neobarroco pasando por el renacentista y el barroco.

Está declarada Patrimonio Mundial de la UNESCO.

Mis favoritos de la Catedral.

Curiosidades.

Enlaces de interés:

Espero que os haya gustado. Podéis dejarme vuestras impresiones y dudas en comentarios. No olvidéis que tenéis mucha información sobre Historia del Arte en Sevilla y en general, en TwitterInstagram y Facebook, así como un canal en Telegram.

Si queréis conocer la Catedral, el Real Alcázar o el Archivo de Indias con una visita guiada para disfrutarlos mejor, podéis contar conmigo, como historiadora del arte y guía de turismo de la Junta de Andalucía.

close

¡Hola! 👋 Soy Zoraida.

Si te gusta lo que hago, puedo enviarte las actividades y rutas que organizo.

¡No te enviaré spam! Lee la política de privacidad para más información.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *